SEGUIDORES EN GOOGLE +

SEGUIDORES

SIERRA DE SEGURA (JAÉN): LA CASCADA DEL SALTADOR Y EL CERRO DE LOS CALAREJOS




DE LOS UMBRALES DEL TUS AL BALCÓN DE LA SIERRA DEL AGUA






Cuando al amigo Sansón le ronda algo en la testa, di que cae, es cuestión de tiempo, de lenta maduración.





No han transcurrido tres meses desde que comenzó a meter la melena en esta sierra de Segura y ya conoce casi cada e metro cuadrado.





Este señor de pelo blanco, venía tiempo atrás barruntando repasar una de las zonas más privilegiadas y espectaculares situada en el distante NE de la provincia, allí donde Jaén y Albacete se hermanan, allí donde una misteriosa y poco conocida cuenca fluvial se genera para abandonar nuestro territorio silenciosamente por un misterioso cañón en busca del Segura, pero ya por las estribaciones montañeras de tierras manchegas.






Allí por donde Segura, la grandiosa Segura prefiere llamarse sierra del Agua, esta el umbral del más norteño lecho fluvial de esta grandiosa serranía, con un nombre breve pero rotundo: TUS.





Recorrer estas tierras encajonadas en un grandioso bosque encantado, animados por admirables saltos de agua como el del Saltador, donde el Tus toma entidad propia y ascender súbitamente a la cumbre de los Calarejos, desde la que se otea una tremenda panorámica de esta exquisita porción de nuestra gran sierra es una seductora experiencia que nadie que sienta algo por esta montaña debe pasar por alto.








Todo tiene un precio, en este caso el esfuerzo a realizar para encaramarnos desde la CF de los Calarejos a la era del Boquerón por el barranco del mismo nombre. Conseguir el collado representa el mayor alivio de la ruta. El resto, aún con su dificultad, va compensado con la panorámica de la que se disfruta.





De nuevo, la precisa planificación realizada por este gran conocedor de nuestra montaña, remata una excelente circular que disfrutamos de principio a fin.








LA RUTA



Partimos del antiguo Seminario. Recientemente se rehabilitó convirtiéndose en una Residencia de Tiempo Libre. Hoy esta desierta, hasta Febrero la soledad es el único habitante. Un lugar con regusto a película de suspense. 






Pasamos aún en penumbra, la mañana es fría, los charcos muestran la superficie helada. Se agradece que la senda que tomamos al inicio remonte una severa pendiente hasta dar con la pista que seguiremos durante un buen tramo y que se dirige al antiguo aserradero que por aquí funciono. 





Una vez en ella, la continuamos hasta tomar el desvío que nos llevara en un plis plas junto al curso fluvial del Tus, cerca de donde comienza a tomar su nombre, allí donde una bonita cascada, no demasiado espectacular pero coqueta, en un entrañable entorno, con una amplia poza que en otra época más amigable puede invitar al chapuzón. 








El Saltador rebosa impetuosamente en una caída de unos diez metros. El Tus va sobrado estos días. Podemos subir lateralmente hasta situarnos a la altura mayor de la caída. 








El Rayo vigila en altura el paraje.





En el regreso a la pista por el mismo camino por el que descendimos nos detenemos en el viejo y medio perdido cortijo de Cardeñas. El color añejo de la mañana invernal acompaña estas viejas construcciones testigos del pasado bullanguero de la sierra.











De nuevo en la pista la seguiremos durante un buen tramo, desciende suavemente buscando emparejarse con el Tus allá por el aserradero. 




No llegaremos tan lejos en esta ocasión, a la altura de la C.F. de los Calarejos donde una vieja hormigonera abandonada es testigo de algún intento de rehabilitación pasada, abandonaremos la dirección que llevábamos para dirigirnos sin dilación camino del barranco del Boquerón pasando bajo la emblemática Peñalcón que con soberbia pétrea despide al Tus camino de su enigmático cañón. 

















Bien metidos en pleno barranco, la senda se estrecha y bifurca. Debatimos sobre la posibilidad de subir a Peñalcon por el ramal derecho o continuar hacia el collado que desemboca en la Era de Boquerón por la izquierda. Nos decidimos por la segunda opción pensando más en el margen de tiempo que nos queda, los días ahora son cortos y hay que tenerlo en cuenta.




Desde el principio la senda, desbrozada recientemente, se empina y de que manera. Va derecha casi todo el tramo, zigzaguea poco, lo que nos obliga a realizar frecuentes resuellos durante la subida. Un ascenso duro. 







Por fin el alivio surge en el collado que veíamos desde abajo y que ganamos gozosamente, unánimemente decidimos descansar y reponer energía. Un poste de PR nos indica el lugar donde estamos y las direcciones divergentes a seguir por esta pista que acabamos de alcanzar, nos indica que nos hemos situado sobre el PR A-78, también conocido como Sierra alta de Siles.








Poco tiempo nos servirá de guía, a los pocos metros lo abandonamos para comenzar a encaramarnos a la cresta y filo rocoso del farallón que forma el cerro de los Calarejos y cae a plomo sobre el barranco por el que hemos ascendido primero y sobre la pista que nos condujo a la C.F. después. 





Recorrer este filo nos permite contemplar la grandiosidad de esta montaña. Desde Peñalcon, el valle del Tus y su bien delimitado cañón por donde se pierde hacia tierras manchegas, el gran Calar de la Sima y su cerrico Mentiras en tierra albaceteña, canoso por la nieve allí cuajada. Desde aquí vista, la sierra del Agua se asemeja a un corralillo boscoso donde seguramente antaño, antes de la repoblación, lo ocupaba un fértil y extenso valle repleto de cortijadas al amparo del agua del Tus.














Continuamos sin abandonar el filo hasta alcanzar la cima (1.664 mts).





La altura ganada nos permite visualizar la otra vertiente, la de Siles y su Cambrón y el Puntalón (Rayuela o Ajedrea) con su delatora casetilla. Allí nos detenemos a mirar un buen rato, el lugar lo merece ¡GRANDE!















La bajada la organizamos intuitivamente por la loma que cae hacia el calar del cerro pedregoso, buscando el camino de los Calarejos. Sin dificultad damos con él, de nuevo el bosque misterioso, descendiendo progresivamente la abandonamos para encaramarnos a un puntal sobre el barranco de la Virgaza que nos permitirá cambiar a la vertiente que buscamos, la de la pista del Seminario. 




















Antes de tomarla tenemos que salvar un paso difícil y la bajada por este apretado barranco. Una última mirada atrás nos descubre el lugar privilegiado donde estábamos hace un momento.





Salimos airosos de la aventura y con buena hora a pesar de la distancia recorrida y de haber realizado el trayecto con bastante parsimonia, el paisaje y la pendiente lo pedían. 

En poco tiempo alcanzamos el Seminario y los vehículos que dejamos a su vera.



EL VÍDEO






DATOS TÉCNICOS





Denominación
CASCADA DEL SALTADOR Y CERRO CALAREJOS
Fecha
28/12/2013
Itinerario
Seminario (Residencia de Tiempo Libre) - Casacada del Saltador - CF de los Calarejos - Barranco del boqueron - Era del Boquerón - Cerro Calarejos (1.670) - Barranco de la Virgaza - Seminario
Acceso
Desde Siles tomaremos la carretera que se dirige a Rio Madera dejando el vehículo en la Residencia de Tiempo Libre, antíguo Seminario.
Inicio
Seminario - Residencia de Tiempo Libre
Fin
Seminario - Residencia de Tiempo Libre
Tipo de trayecto
Circular
Tipo de firme
Pista, Sendero y sin él
Estación
Primavera/Otoño/Invierno 
Distancia
21,16 kmts
Dificultad
Dificil
Tiempo estimado
 8 horas  30 minutos  
Cota mínima
1.670 mts
Cota máxima
998 mts
Desnivel acumulado
Subiendo: 1.030 mts.    Bajando: 1.030 mts.
Perfil

Sugerencias

Mapa


Track
Movil
Cobertura Movistar en algunos puntos de las cumbres (variable). 
Mapa



Referencias
Ruta guiada por Sansón